Yah

Yah

Jauria Santa

Yah, yah


No soy lo que tú pensaste, amor 

Dime qué te pasó

Me navegué tanto que todo se me olvido 

Y no soy lo que tú pensaste, amor 

Dime qué te pasó

Me navegué tanto que todo se me olvido 

Dime dónde me perdí que yo ya no sé de ti

Vago tanto en este mundo, pero neta soy feliz 

Mientras me fumo mi weed, olvido aquel recuerdo

Aquellos "te amo", aquellos "te quiero" 


Viajo en una nube que muy alto sube 

Mi corazón oscuro se cubre 

Pienso un "tal vez", pero mi alma sufre 

Muy lejos te alejas, pero quieres que avionado yo te busque 

En las noches bien fumado con weed

Ando bien loco, ando bien feliz 

Sé que me piensas como yo a ti 

Estoy en tu mente, muy dentro me metí 


Deje mis besos por eso me aclamas

Sé que me quieres, pero el rencor gana

Volando juntos donde nadie llama 

Tu alma me quiere, sola tú te engañas 


No soy lo que tú pensaste, amor 

Dime qué te pasó

Me navegué tanto que todo se me olvido 

Y no soy lo que tú pensaste, amor 

Dime qué te pasó

Me navegué tanto que todo se me olvido (y es el Chikis RA)


Ya sé que no soy lo que tú pensaste, mi amor

Pero dime quién te va a cuidar como te cuido yo

Extraño tu calor, tus besos, tú también me extrañas  

Pero, chale, así soy yo, bebé, dime pa' qué te engañas 


Yo soy ese loco que no entiende de razones

Ese mero que por ti se rifaba los pantalones

Te extraño en ocasiones y a veces ni quiero hacerlo 

Mejor escribo canciones y me olvido de este infierno


Se me quitó lo tierno, el corazón se hizo de piedra

Yo jamás te puse el cuerno, pero tú pareces hiedra

Maldita loquera, me insiste, pues quiero verla 

Pero chale, mamacita, neta, no creo que suceda


Ya me perdí en la peda, me volví más teporocho 

Todo pa' olvidarla a ella 

Diario hasta me chingo un ocho 

Las 24/7, a cualquier hora yo lo poncho 

Mejor vivir el presente, el pasado ya quedó roto 


No soy lo que tú pensaste, amor 

Dime qué te pasó

Me navegué tanto que todo se me olvido 

Y no soy lo que tú pensaste, amor 

Dime qué te pasó

Me navegué tanto que todo se me olvido